Ser blogger engorda

Pensaréis que esto loca. Y probablemente lo estoy, pero no os preocupéis porque estoy segura que es una enajenación mental transitoria, fruto de la finalización del curso escolar, sin que a una servidora le hay dado tiempo a digerirlo, ni a terminar la décima parte del trabajo pendiente…

Por supuesto que el título es una pequeña broma aunque también os digo que como una no se controle con tanta presentación, cena, comida y eventos con deliciosos bocaditos de esos que están un segundo en la boca y cuatro años en la cadera, acabas engordando seguro.

Quería contaros un detalle precioso que recibí el otro día de una marca que aún desconozco y que pronto llegará a España.
El mensajero esta vez no traía productos de belleza, sino una cesta de picnic y, por supuesto, con el picnic incluído.

La cesta, una monada, pero dentro, hummm… dos cupcakes morados, dos mini chapatas en miniatura deliciosas, y unos vasos de cerámica con unos smoothies riquísimos.
Además unas mini brochetas de frutas, y todo ello presentado de forma original y cuidada.

Sólo me apetecía compartirlo con vosotras y si alguna tiene una pista sobre la nueva marca… que me lo cuente.
Creo que el color morado tiene algo que ver… ¿alguna sugerencia?