Hay dos cosas que jamás he conseguido hacer en casa.

La primera, ni siquiera la he intentando y es ponerme mechas. Creo que ahorraría tiempo y dinero pero aún no han inventado un sistema fácil y que quede bien.

La segunda, es el tema de los rizos.

Como cualquier persona con el pelo liso, sueño con tener rizos, tirabuzones, ondas… y nada. Manejo casi  a la perfección mis ghd a la hora de alisar y terminar el peinado, pero el tema de los rizos, nada, que no lo consigo…

Así que imaginaros mi cara cuando ayer descubrí un sistema de rizos automáticos (casi «mágicos») en los que no tienes que tener maña, ni experiencia, ni nada de nada, porque el aparato lo hace solo.

Babyliss Curl Secret

Lo mejor es que veáis este vídeo (y luego os cuento):

Se trata de «CURL SECRET», un rizador automático de Babyliss y que consigue que ricemos el pelo sin hacer un solo giro de muñeca.

Babyliss Curl Secret Rizos

Aunque es ideal para cualquier tipo de pelo y longitud, está especialmente recomendado para pelo largo o muy largo, porque además, es donde ahorras un montón de tiempo ¿no os parece?

Puedes lograr diferentes estilos jugando con el tiempo (8, 10 ó 12 segundos) y la temperatura (a elegir entre 210º y 230º), desde unas ondas suaves a unos rizos muy marcados.

 

Las instrucciones, aunque no lo he probado parecen sencillas:

1.- Separas un mechón de pelo entre 2 y 3 cms de ancho (por supuesto desenredado) y lo colocas en aparato, entre ambos brazos.
2.- Cierras con la mano apretando las dos mitades del cabezal juntas. El mechón de cabello será succionado automáticamente.
3.- Cuando comience a emitir silbidos a un ritmo más rápido, abres y liberas el rizo.

 

Curl Secret de Babyliss estará a la venta en octubre y tendrá un precio de 130 euros.

Me muero de ganas de probarlo ¿y vosotras?