Una máscara de pestañas que… no.

Tengo que admitir que a veces, como bloguera de belleza, puedo llegar a ser tremendamente aburrida.

Me enamoro de un producto y no lo cambio. Me pasa con las bases de maquillaje y con las máscaras de pestañas, sobre todo.

En bases de maquillaje Lancôme insiste en mejora cada vez más su base Teint Idole Ultra Wear y no puedo vivir sin ella. Pruebo otras. Unas me gustan, otras no. Pero siempre vuelvo a ella.

En las últimas semanas se me terminó y aproveché para probar una nueva precisamente de Maybelline NY (podéis leer el post aquí) y tengo que decir que me encantó y la utilizo muchísimo estos días.

Con las máscaras de pestañas me pasa lo mismo. Me gusta alguna, pruebo todas, pero no hay otra como The Sock de YSL (versión no waterproof). Es la única que consigue darme volumen, longitud, efecto «pestañón» pero además resistir entrenamientos, carreras (pese a no ser waterproof) y horas y horas despierta.

La semana pasada llegó a mis manos la nueva máscara de pestañas de Maybelline NY: Falsie Lift.

Las expectativas eran altas y aunque una ya no se fía de las fotos que ponen en los anuncios, siempre piensa «bueno, así no quedará, pero casi».

he Falsies Lash Lift mascara pestañas maybelline ny

Falsies Lash Lift Maybelline NY

 

La nota de prensa habla de volumen, efecto lifting (de ahí el nombre) longitud y curvatura.

Pues a mi, ni una cosa ni otra. Aplicando muchas capas consigues unas pestañas bointas, no digo que no, pero no dan longitud ni demasiado volumen.

Me extraña tanto que la he probado hasta tres veces… y el único uso que a mi me vale es para retocar o complementar otra máscara.

¿Alguien la ha probado? ¿Qué os ha parecido?